13 may. 2009

REIR JUNTOS

Merci! - Christine Rabette

8 comentarios:

  1. Este vídeo aparentemente “tonto” da mucho de sí:

    ¡Que bueno es reír!
    Si reímos juntos mejor. Y mejor aún si nos reímos de nosotros mismos.

    Por otro lado ¡Que fácil es influir en los demás con nuestra actitud, para bien o para mal! Y ¡Que importante es que nos demos cuenta!
    Dejar una buena huella por donde hemos pasado, dejar la vida con esa sensación. Es como un: ¡Misión cumplida!

    Pero no se puede dejar una buena huella sin amor.

    El soberbio puede demostrar amor, pero normalmente será un amor fingido por el que busca la aprobación de los demás. Esa aprobación le satisface porque refuerza su amor hacía si mismo. De seguro que le debe ser muy fácil reírse de los otros, incluso podrá reírse con los otros, pero seguro que es incapaz de reírse de si mismo. ¡Que triste!

    Al tímido le cuesta expresar su amor por miedo a ser lastimado. Es un ser sensible, es cierto, pero seguro que también hay un gran amor propio. Alguien muy sabio dijo: “En el amor no hay temor, ya que el amor echa fuera el temor” No se teme al que uno ama. Al tímido le resultará difícil reírse de los demás, más fácil le resultará reírse con otros (si son de su confianza), pero seguro que le debe resultar muy difícil reírse de si mismo.

    Esto son solo dos ejemplos en los que nos podemos identificar más o menos todos. Si somos capaces de vernos reflejados en alguna medida ¡Estupendo! Es el primer y más importante paso. Si, además, conseguimos reírnos de nuestra estupidez ¡Perfecto! Estamos en el camino de poder amar sin temor.

    En cuanto a mí, solo puedo decir que estoy en el camino: No es fácil, tengo un ego muy cabezón. Pero en lo que respecta a reírse de uno mismo seguro que os aventajo: Me basta con mirarme al espejo.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. SOBRE EL FALSO AMOR

    Piensa el pavo que los hombres son seres entrañables por como le cuidan y alimentan…
    Hasta que llega Navidad.

    ¿Tendrá algo que ver con esto la expresión “¡No seas pavo!”? ¿Y con la edad del pavo en la que creen saberlo todo y no saben aún nada?

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  3. SOBRE LA RISA

    El que se ríe de los demás, flirtea con la soledad.

    El que se ríe en compañía, ésta nunca le faltará.

    El que se ríe de si mismo, flirtea con Dios.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  4. A ver que os parece un pequeño aporte más. Hasta ahora hemos hablado de casos en que nos reímos de los demás, junto a ellos, e incluso, en el mejor de los casos, de nosotros mismos. Los hay, también, que observan en quienes les rodean, tristeza, desesperación, desazón y falta de amor en su vida cotidiana y en un auténtico acto de compasión, aúnan instintivamente los deseos de evasión colectivos, y les movilizan mediante una acertada representación cómica, consiguiendo la explosión emocional común en forma de risa que descarga gran tensión. El estado de relajación conseguido con la risa devuelve el estado de confianza y falta de temor.

    ResponderEliminar
  5. Es, sin duda, la mejor descripción de lo que sucede en el vídeo. Con todo, los que tal hacen, no solo tienen la capacidad de reírse de si mismos, sino que les mueve el amor. Un amor que solo se hace posible si antes has flirteado con Dios.

    ResponderEliminar
  6. Gracias, gracias por todos vuestros comentarios. Me quedo con un denominador común reflejado en todos ellos. El proceso de maduración en la vivencia del amor, conduce hacia la percepción de los demás, sus necesidades y nuestra posibilidad de contribuir en su satisfacción, al tiempo que llegamos a dar menor importancia a nuestra propia identidad. JA, JA, JA, y todo ello sin saber de qué 'carajo' se reía el personaje. Verdad?

    ResponderEliminar
  7. Su sitio es maravilloso y diverso. Ser discapacitado y insomne ​​estoy siempre ocupado gracias a ti.
    Buena suerte!

    voyance gratuite par email ; consultation voyance gratuite

    ResponderEliminar

Puedes aportar tu comentario aquí: